Aspectos a tener en cuenta al comprar una carretilla elevadora

Todos sabemos que las carretillas elevadoras están hechas para trabajar y cuentan con una gran durabilidad, aunque en ocasiones se debe acudir a una firma especializada en venta y reparación de carretillas elevadoras para una revisión o una reparación si procede.

Cómo compras carretillas elevadoras

Partiendo de la base de que tarde o temprano se debe llevar esta máquina al taller, se deben tener presentes una serie de detalles de importancia antes de adquirir una, como por ejemplo su motorización. ¿Diesel o eléctrico? ¿Gas comprimido o gas licuado de petróleo? Estos son aspectos a tener en cuenta.

Otro aspecto a tener presente es la clase de carretilla elevadora que necesitamos. Debe ir acorde con los trabajos que se vayan a realizar y el entorno de trabajo. Por ejemplo, si la carretilla únicamente va a estar dentro de un almacén cubierto, lo aconsejable es una carretilla elevadora con motor eléctrico y de combustión si el trabajo se realizará en exteriores.

También debe tenerse en cuenta el tamaño del vehículo, sobre todo si el lugar de trabajo no tiene unas dimensiones demasiado grandes. El tamaño de la carretilla debe ir obligatoriamente acorde a su espacio de trabajo, sobre todo a su espacio para poder maniobrar sin problema.

Finalmente, es necesario sopesar la carretilla dependiendo de la clase de mercancías, tamaño de las cargas y su peso. Elegir correctamente permitirá no gastar más dinero de la cuenta y tener una carretilla capaz de realizar las labores que se le encomienden.